La semana pasada tuvimos el placer de compartir una bonita charla y desayuno con Deborah Postigo. Hablamos sobre el mindfulness, la paz interior y el su experiencia con inner bonding. Disfrutamos y aprendimos tanto que estamos encantados de compartir con vosotros nuestra primera "Morning Talks" de la temporada, una sección reservada a conocer y entrevistar a personas inspiradoras que nos ayudan a crecer y que de una forma u otra están actuando como herramienta para el cambio en nuestra sociedad.

Para quien no la conozcáis. Deborah Postigo comienza muy joven una búsqueda muy especial, la introspectiva. A pesar de haber trabajado durante 15 años en el mundo de la comunicación, su verdadera vocación siempre ha sido el despertar espiritual. De la mano de diversos maestros y finalmente, con la formación en psicoterapia, se especializa en mindfulness y acompañamiento del alma. Gracias a toda esta trayectoria, Deborah, tiene su propio estudio privado, donde ejerce como terapeuta transpersonal, imparte retiros y talleres de mindfulness a todos aquellos que necesitan una ayuda en su camino del despertar espiritual. Puedes encontrar toda la info en su página web deborahpostigo.com

¿En qué consiste el mindfulness? ¿cómo surge?

El mindfulness es una filosofía milenaria que se remonta al siglo VI a.c y está vinculada al origen del budismo, forma parte de la mayoría de las tradiciones monásticas. Es la práctica mental sostenida de estar presente, estar atento aquí y ahora, en el momento. Su intención es calmar, apaciguar la mente para ver con claridad, serenidad y lucidez, ya que solo de este modo se puede ver la realidad. La atención es un proceso psicológico que tenemos todos y lo único que hay que hacer es domesticarla. Parece sencillo, pero no es fácil, ya que la mente racional opera hacia atrás (memorias) o hacia delante (proyecciones).
Como todas las disciplinas, se aprende practicando. La constancia lo convierte en un hábito y los cambios a nivel físico, emocional y mental suelen ser profundos. La actitud de apertura y la amabilidad, son la clave. Podemos estar en estado de mindfulness realizando alguna tarea como escribir, conducir o una conversación.

¿Qué aspectos positivos aporta a quien lo practica?

La práctica de mindfulness utiliza la respiración como soporte y es una herramienta encaminada a liberarnos de los condicionamientos mentales que nos causan ansiedad, estrés y sufrimiento. Pero como toda práctica precisa compromiso, atención y disciplina. Es beneficioso para la salud a todos los niveles, pero sobre todo a nivel emocional. Repercute en la felicidad, ayudando a reconocer y equilibrar nuestras emociones más presentes, aliviar estados depresivos y/o ansiedad porque la práctica sostenida del mindfulness permite que segreguemos endorfinas, las hormonas relacionadas con la felicidad. Mejora la relación con uno mismo, y con los demás, además de despertar la intuición, la creatividad y la serenidad.

¿Crees que los emprendedores pueden desarrollar una necesidad especial para practicar el mindfulness?

El mindfulness es apto para cualquier edad, condición física y estilo de vida. Para un emprendedor con una vida desordenada y sobrecargada, generadora de estrés y ansiedad, es muy eficaz.


¿Cuál o cuáles crees que son los mayores enemigos para estos profesionales?

El enemigo es el maestro, vivimos una sociedad sobreestimulada, donde, sobretodo en las ciudades, la prisa y la ausencia de tiempo de calidad están muy presentes.

Cuando nos damos cuenta de síntomas físicos o emocionales como insomnio, estrés, ansiedad, depresión, vacío de forma sostenida. El cuerpo vive en el aquí y ahora y nunca miente. Creo en la sabiduría del cuerpo y su lenguaje, en lugar de tapar, esconder o evadir, precisamos rescatar y despertar esa conexión con nuestro cuerpo. Y la respiración consciente es la primera llave de acceso. Acompañar y observar la propia respiración es un estado de mindfulness.

¿Cuánto tiempo toma el dominar el mindfulness y no necesitar de un guía?

Sabemos que para incorporar un nuevo hábito precisamos 21 días, 3 semanas. Aprendemos con la práctica sostenida, aunque las expectativas para el aprendizaje del mindfulness, no son recomendables. Cada persona es un caudal de condicionamientos.

¿Podrías darnos unos tips para gestionar el estrés, los problemas de productividad o la pérdida de motivación?

Sí, darnos permiso para hacer pausas, en nuestro día a día, sustituir, con frecuencia, el hacer por el ser, simplemente, respirar, tomar contacto con el momento, y comenzar a relativizar la mecánica automatizada de la corriente de pensamientos, ideas que son la causa de emociones tan comunes como el estrés o la ansiedad, decidir apagar el móvil de manera consciente, en momentos puntuales de la jornada.
Observar, contemplar, sentirme merecedor, regalarme tiempo, y sobretodo, tomar responsabilidad de mi experiencia en la vida- emocional, mental, acción, límites…-.

Hemos leído también que practicas el Inner Bonding, ¿nos podrías comentar en qué consiste este proceso?

Inner Bonding es un poderosa herramienta psico-espiritual nacida en EEUU y adecuada para sanar la raíz de la ansiedad, miedos, estrés, vacío o estados depresivos. Un proceso conectivo para recuperar el propio poder personal y vivir con propósito ganando salud emocional. Los resultados en consulta están siendo muy eficaces y en poco tiempo.

Y hasta aquí la inspiradora entrevista, pero esperamos seguir colaborando con Deborah muy de cerca, os mantendremos informados :)

Gracias.